Monthly Archives: May 2012

Hasta luego, Koh Tao

Dos días. Solo dos días y dejo la isla para regresar a casa dos años después de haberme marchado y puedo apostar con seguridad 2 cosas – Una, que nada habrá cambiado. Dos, que yo sí lo he hecho.
No soy para nada la persona que era cuando me fui, aunque mi esencia sigue siendo la misma. He aprendido de mi y del mundo, me he concentrado en ser egoísta para aprender a disfrutar de la vida como individuo, no como parte de un todo. Me fui llorando porque nada era como a mi me hubiera gustado, y regreso llorando porque echaré de menos lo que es mi vida en este lugar. Me fui gris, triste, empujada por los demás, arrastrándome, sin capacidad de sonreír. Vuelvo de colores brillantes, feliz, por voluntad propia, con fuerza, con una sonrisa permanente y una risa muy fácil.

He crecido sin convertirme en adulto. No quiero tener que serlo nunca. He mejorado como persona y he aprendido a quererme y a querer a las personas de mi día a día, sin juzgar, sin importar como sean. Desde Claus hasta Neil, desde Al hasta Nico, desde Pang hasta Dani, desde Mickey hasta James, desde Adam hasta Shaun, desde Ben hasta Rick. En todos los grados, todos los sentidos, de todas las maneras. Quererlos como a mi familia, porque compartimos sueños, días, noches, comidas, trabajo, diversión… Quererlos porque sí. Creo que la clave siempre ha estado en empezar por mi, por egoísta que suene… Desde que acepté mi persona hasta hoy las cosas no han hecho más que mejorar. Qué más da mi pasado, qué más da mi futuro, mi presente es brillante y eso es lo que importa.
Ya nada me paraliza, nada me quita el hambre, nada cambia mi sonrisa por una mirada vacía, ya no me escondo debajo de una mesa. Y lo mejor de todo es que no he necesitado a una persona nueva para llegar a ese punto. Me ha bastado conmigo misma, con encontrarme y encontrar algo que me apasiona. Bendita isla, bendito buceo. Mi rutina de los últimos cuatro meses me ha devuelto la fe completa y nunca podré expresarlo con palabras lo suficientemente bonitas o grandilocuentes. No conseguiría hacerle justicia.

Echaré esto de menos en un grado tan intenso que no es posible que se entienda. Las tonterías de Al, la dulzura de Pang, la cambiante pizarra, el barco rosa, la inteligencia de John, la genialidad de Neil, la experiencia de Matee, las miradas en clave de Mickey, los cotilleos de Sarah, las conversaciones subidas de tono con James, las “citas” con Rick, la risa contagiosa de Adam, las escuelas de Chevron barracuda, la ilusión por la presencia de un whale shark, la falta de preocupaciones, la presencia continua del océano en mis días, las beer o’clock… y podría seguir así durante líneas y más líneas.

Y ahora qué? – me pregunto. Ahora vuelvo a casa a enfrentarme a los últimos fantasmas, a redecorar mi habitación, a quitar a Iverson de las paredes y llenarlas de peces y buceo. Vuelvo a casa a que mi familia conozca la persona en la que el agua me ha convertido. Vuelvo para seguir siendo feliz allí también. Y vuelvo con una idea muy clara en mi cabeza. La segunda etapa de Koh Tao ha terminado, pero solo para que mi siguiente objetivo sea una tercera etapa. Me voy en dos días, pero volveré.

17/05/2012

Advertisements
Categories: Koh Tao | Leave a comment

27 things (I think) I know at 27

1- Heartbreak is not fatal.
2- I have the best family in the world even if they don’t always understand me.
3- I might never be happy doing the same thing for too long.
4- A happy life is much more simple than people think. We complicate things for no reason.
5- I care too much about how much other people like me.
6- I’m not emotionally intelligent.
7- It’s better if I disappear when I get mad. Much, much better.
8- If someone/something makes me sad, I don’t want them in my life. Even if they have the ability to also make me happy.
9- Relationships scare me.
10- Always say goodbye when you leave. It hurts a lot when someone doesn’t give you the chance of a proper farewell.
11- Do whatever makes you happy. Be as selfish as possible when it comes to your happiness.
12- Fuck haters.
13- Don’t rush. Patience is a great virtue if you know how to live with it.
14- Don’t let anyone make you believe that you should live more the way they do it.
15- People care about each other in hundreds of different ways.
16- Don’t abandon the ones who love you.
17- Dance, swim, run. Exercise.
18- Water is my element, my calm and my happiness.
19- Peace and freedom are the key.
20- Help someone if you have the chance. Never expect anything in return.
21- Don’t settle for less than what you want.
22- Routine is boring. Boring is unhappy.
23- Travel. Open your mind. Learn.
24- Education is one of the most important things in the world. It’s also one of the biggest lacks around the planet.
25- Nothing/nobody is indispensable.
26- If I complain too much, I need someone to laugh at me. Then I’ll laugh as well and I’ll stop complaining.
27- I’m an islander.

Categories: Desvaríos, Myself | 1 Comment

Whale Shark

Recuerdo el día que alguien me preguntó qué deseaba y contesté que lo que más quería era ver un whale shark. Desde eso han pasado meses +1. ¿Más uno? Sí, porque hace un mes que vi mi primer whale shark, pero fue tan breve que me quedé con las ganas de más. Pasó por mi lado cuando buceaba con Jamie y apenas le vimos, y volvió a pasarme por debajo cuando estaba en la parada de seguridad con Mickey. Total… no más de medio minuto. Así que me alegré pero también empecé a esperar con más ilusión (si cabe) el día que pudiera no solo verlo, sino observarlo desde todos los ángulos a mi antojo.

Y ese día fue ayer.
No tenía que trabajar y estuve sopesando la idea de pasar un día “seco”, pero en el último segundo Alex me dijo que quería bucear conmigo así que accedí. Me levanté temprano con algo de pereza porque no íbamos a Chumphon, pero contenta por poder bucear sin clientes. Decidimos salirnos del dive site porque suele ser algo aburrido y tuvimos un magnífico primer dive – escuela de calamares, meros gigantes y al final 6 cobias (animal muy parecido al tiburón). Una bonita inmersión diferente de las que solemos hacer.
Luego, subimos al barco y estábamos cambiando los tanques, listos para ir a otro sitio cuando escuchamos a uno de los chicos que se encargan del barco chillar “chà-lăam waan!!!” No sé mucho thai, pero esa me la he aprendido a conciencia: whale shark! Nos asomamos a la proa y allí estaba, en la superficie, dando vueltas a la boya.
Mi segundo whale shark 😀
Sin pensarlo dos veces, me giré al capitán “Can I jump in?” y a la que movió la cabeza afirmativamente, creo que yo ya estaba en el aire, y en menos de 1 minuto estábamos todos dentro del agua haciendo snorkel con tan maravilloso animal. Era un ejemplar joven y juguetón, se nos acercaba, nos daba vueltas, nos miraba y no se alejó en ningún momento más de unos metros. Increíble.
Mi promesa a Claus cumplida

Cuando llevábamos media hora con él, decidí que ya tocaba ponerse el resto del equipo para poder bucear y el whale shark nos regaló otra media hora en la que nos pudimos recrear con su visión. Desde arriba, desde abajo, de lado, de frente y desde detrás. Al final, quedábamos unos pocos y todos de Phoenix (Sarah, Xavi, Jamie, Alex y yo) y creo que puedo afirmar que las palabras más adecuadas para esos momentos son paz y felicidad. 

Todos pasamos una hora inmejorable y ahora puedo decir que mi sueño se ha hecho realidad. Eso es exactamente lo que soñaba cuando me dormía cada noche pensando “puede que mañana…”
Misión cumplida y tattoo de celebración 😀

Categories: diving, Koh Tao, Phoenix Divers, sueños hechos realidad | Leave a comment

It’s just a ride

James’ new tattoo

*The world is like a ride in an amusement park, and when you choose to go on it you think it’s real because that’s how powerful our minds are. The ride goes up and down, around and around, it has thrills and chills, and it’s very brightly colored, and it’s very loud, and it’s fun for a while. Many people have been on the ride a long time, and they begin to wonder, “Hey, is this real, or is this just a ride?” And other people have remembered, and they come back to us and say, “Hey, don’t worry; don’t be afraid, ever, because this is just a ride.” And we … kill those people. “Shut him up! I’ve got a lot invested in this ride, shut him up! Look at my furrows of worry, look at my big bank account, and my family. This has to be real.” It’s just a ride. But we always kill the good guys who try and tell us that, you ever notice that? And let the demons run amok … But it doesn’t matter, because it’s just a ride. And we can change it any time we want. It’s only a choice. No effort, no work, no job, no savings of money. Just a simple choice, right now, between fear and love. The eyes of fear want you to put bigger locks on your doors, buy guns, close yourself off. The eyes of love instead see all of us as one. Here’s what we can do to change the world, right now, to a better ride. Take all that money we spend on weapons and defenses each year and instead spend it feeding and clothing and educating the poor of the world, which it would pay for many times over, not one human being excluded, and we could explore space, together, both inner and outer, forever, in peace.*

Categories: Koh Tao, Quotes | 1 Comment

Mi mar

No me puedo resistir a compartir este vídeo… Está grabado por uno de los chicos que vienen en nuestro barco casi todos los días, James Emery, y es un retrato perfecto de lo que veo todas las mañanas en Koh Tao (no el whale shark, pero sí el resto). Cada fotograma que ha capturado James es una razón que se suma al resto, una razón que hace que me despierte a las 6am con una sonrisa en la cara, una razón que me hace responder con un SÍ mayúsculo a lo de “si este fuera el último día de tu vida, querrías hacer lo que estás a punto de hacer hoy?” Ese día, el último día… querría bucear Chumphon a las 7 de la mañana sin una sola duda. De hecho, podría bucear Chumphon dos veces al día cada día y dudo mucho de que me aburriera en algún momento. Giant groupers, enormous schools of chevron barracuda, schools of lovely batfish, scorpionfish, crown jellyfish, lionfish, cuttlefish, coral shrimp… No me cansaría.

Aquí os dejo… mi mar, mi paz, mi lugar favorito en el mundo. Y lo mejor de todo es que he estado presente en la mayor parte de las tomas 😀

I love this life.

 
Categories: diving, Koh Tao, Phoenix Divers | Leave a comment

Blog at WordPress.com.